¿Por qué nos enfermamos?

una vida sin limites salud

Vivimos bajo una agresión constante en la cual el cuerpo siempre está reparando y repeliendo todo aquello que le afecta:

  • La contaminación ambiental; sobre todo el aire que respiramos ¿Imaginate todo lo que hay en él? Smog, polvo, bacterias, virus, heces fecales, fertilizantes, pesticidas, etc. y todo eso lo estamos respirando constantemente.
  • Comida con demasiados conservadores, fertilizantes, hormonas, cosas de las que ni nos damos cuenta pero a diario las estamos consumiendo.
  • Radiación electrónica creada por celulares, microondas, radio, televisión, satélites y a todo eso estamos expuestos constantemente y cada vez más.
  • Enfermedades, virus, bacterias, hongos.
  • El estrés que se genera de la vida cotidiana, las deudas, los corajes, problemas en el trabajo o en la familia, etc. No terminaríamos de enumerar los muchos factores que afectan de diferente manera a cada una de las personas, eso sin contar que cada persona reacciona y tiene diferente resistencia a dichos factores.
  • El avance de la edad que es totalmente inevitable así como el desgaste natural del cuerpo.

Todo esto genera radicales libres ¿que son y como afectan nuestro organismo?

Un radical libre es una molécula que es inestable y que recorre nuestro cuerpo intentando recuperar su estabilidad electroquímica lo que las hace muy peligrosas porque para conseguirlo atacan moléculas estables. Una vez que el radical libre ha conseguido robar el electrón que necesita para emparejar su electrón libre, la otra molécula se convierte a su vez en un radical libre, iniciándose así un ciclo destructivo para nuestras células.

Los radicales libres no son intrínsecamente malos. De hecho, nuestro propio cuerpo los fabrica en cantidades moderadas para luchar contra bacterias y virus. Los radicales libres producidos por el cuerpo para llevar a cabo determinadas funciones son neutralizados fácilmente por nuestro propio sistema.
El problema para nuestras células se produce cuando se da un exceso sostenido (durante años) de radicales libres en nuestro sistema. El exceso tiende a ser producido mayormente por contaminantes externos que penetran en nuestro cuerpo . La contaminación atmosférica, el humo del tabaco, pesticidas o ciertas grasas son algunos ejemplos de elementos que generan radicales libres que ingerimos o inhalamos.
La incapacidad de nuestro cuerpo para neutralizar los radicales libres a los que nos exponemos diariamente nos obliga a recurrir a nutrientes con la propiedad de neutralizarlos. Estos nutrientes actúan liberando electrones en nuestra sangre que son captados por los radicales libres convirtiéndose así en moléculas estables. Los compuestos con esta capacidad reciben el nombre de antioxidantes y recientes estudios han demostrado que pueden ser la protección mas eficaz contra el envejecimiento celular y las enfermedades degenerativas.

Como podemos ver nuestro cuerpo tiene mucho por hacer para librarnos de posibles enfermedades y lo hace de manera excelente, el problema comienza cuando al cuerpo no le estamos proporcionando los nutrientes necesarios para crear esa defensa y caemos en un ciclo constante de enfermedad, en donde se pueden presentar 3 aspectos:

  1. Nos recuperamos de algún padecimiento pero después tenemos una recaída.
  2. Enfermamos nuevamente pero de algo diferente.
  3. No podemos recuperarnos de alguna enfermedad.

Y en consecuencia a todo esto tenemos que recurrir a medicamentos que nos ayudan a recuperarnos pero que ellos mismos afectan a otros órganos o funciones.

Muchas de esas enfermedades o padecimientos el cuerpo las podría controlar o resolver por su cuenta siempre y cuando recibiera una alimentación adecuada, el problema con los alimentos es que los nutrientes que contienen son insuficientes o se han ido perdiendo debido a la mala calidad de los mismos.

Claro!

Si es posible empezar a tener una mejor calidad de vida ¿Quieres saber cómo? Da clic en el siguiente enlace y descúbrelo!